Explicación sobre la manera como el estudio filosófico del “ensueño poético” o “ensueño meditativo” llevado a cabo por Bachelard maduró y permitió desarrollar una fenomenología de la imaginación creadora, que da cuenta de los múltiples lazos de filiación entre lo real y lo imaginario del encuentro con el ámbito onírico. La visión del pensador galo representa una antropología de lo imaginario donde la voluntad de imaginar y el oficio de ensoñar constituyen los dos aspectos, fenomenológico y metafísico, de una misma fuerza que trasmuta las cosas para ser acogidas.